ECUADOR

DIRECTOR WALTER GONZÁLEZ ÁLVAREZ

LISTA DE PERIODISTAS ACREDITADOS

LA   VERDAD  SOBRE  EL  PASILLO “PASIONAL”

Esta vez el Maestro de maestros Hugo Delgado Cepeda, se refiere a la evocación histórico-musical del pasillo Pasional, y del  compositor de la letra y música  el capitalino Enrique Espín Yépez.

DATOS  BIOGRÁFICOS

Manifiesta el Dr.H.C. Hugo Delgado Cepeda que “Enrique Espín Yépez fue un violinista quiteño, nacido el 19 de Noviembre de 1926. Estudió en el Conservatorio de Música de la Capital. Su padre, Manuel Espín Freire, fue profesor en este establecimiento y era clarinetista, así como también compositor de piezas populares.

Después ganó una beca para ir a estudiar a México, a la Facultad de Música de la Universidad, la misma que le fue donada por la Casa de la Cultura Ecuatoriana, en donde tuvo la magnífica oportunidad de contar con profesores de música europeos. Allá intervino como solista en un concierto de la Sinfónica de Xalapa que estaba bajo la conducción del maestro francés Ives Limantour.

También actuó en el Palacio de Bellas Artes, en la Capital azteca, en 1948. Luego viajó a Alemania, en donde estuvo matriculado en la Facultad de Ciencias Musicales de la Universidad de Bonn y tomó cursos de perfeccionamiento en Composición”.

Dice que “de regreso a Ecuador fue profesor del Conservatorio de Quito, Director General de Educación Musical del Ministerio respectivo, en 1964, y violinista de la Orquesta Sinfónica Nacional”.

“Sin lugar a dudas, los pasillos de este músico, porque él ha compuesto también otras, los que más nombre le han dado, y entre ellos el popular pasillo “Pasional”, agrega.

LA MÚSICA DE “PASIONAL”

A la bonita melodía de este popular pasillo algunas personas la consideran más bien un arreglo realizado por Espín Yépez, a una composición clásica, como vamos a ver:

“Por ejemplo, un antiguo y conocido violinista, musicólogo y autorizado crítico musical quiteño, que escribió en los diarios El Sol y El Comercio, a quien entrevistamos en la Capital;  nos dijo que en su criterio, y esto ya lo había manifestado concretamente en un centro cultural de esa ciudad, en donde hizo escuchar el disco respectivo, unos cuantos compases  de la música del pasillo “Pasional” de Espín Yépez, pertenecen al primer tema del Concierto No. 5 en La Menor, Opus 37, para Violín y Orquesta  del famoso compositor belga Henri Vieuxtemps, se pronuncia Vietomps.

Agregó que este Concierto fue grabado en disco LP por el célebre violinista de origen judío rusolituano, después nacionalizado en los Estados Unidos, Jascha Heifetz, como solista, con la Orquesta Sinfónica de Londres, bajo la conducción del maestro Barbirolli. Por lo tanto, remarcó “hay mucha similitud entre el tema de la música de Espín Yépez y un movimiento del Concierto del compositor belga ya citado.Y repitió: “Hay bastante similitud con unos compases del primer tema de aquella obra clásica”, explica.

Acotamos “que en un concierto, cada tema es expuesto por toda la orquesta y desarrollado por el respectivo solista. Tema es un pensamiento musical, melodía o fragmento melódico, suficientemente terminado con una fisonomía especial, que sirve de punto de partida y apoyo para el desarrollo general y estructura de una obra musical”.

LA LETRA DE “PASIONAL”

En lo que tiene que ver con el poema de este pasillo ecuatoriano,  el verdadero autor del mismo ha resultado ser el escritor esmeraldeño de la novela “Juyungo”, Adalberto Ortiz, que vivió en Guayaquil, con quien charlamos hace años,  en una mesa del concurrido  salón “La Palma” y nos dijo lo siguiente:

“El pasillo “Pasional” que ha logrado tanta popularidad en el país y en el exterior, fue creado en Ciudad de México, en 1946, más o menos, cuando yo era Secretario de la Embajada allá, Espín Yépez y otros ecuatorianos vivían en una residencial y de vez en cuando iba a visitarlos y almorzaba con ellos. Un buen día,  Enrique Espín Yépez me llamó a su habitación para que le escribiera una letra para un pasillo que estaba componiendo e iba a terminarlo.

Como él no podía hacerlo, lógicamente porque no era poeta, me pidió que lo ayudara en esto y adapté especialmente la letra que todos ustedes conocen.

Él quiso hacer constar mi nombre en esta pieza musical, pero como no me pareció un buen poema, le dije que mejor se lo cedía y que no le pusiera  nada, sin imaginarse jamás que con los años se iba a difundir tanto. Sin embargo, figura en un cancionero, cuyo título no recuerdo, donde expresa: Música de Enrique Espín Yépez, Letra de A. Ortiz, sin señalar mi nombre de pila”, cuenta.

Subrayó que  “por no constar mi nombre en las etiquetas de los discos no he recibido regalías por concepto de grabaciones. En un grabado en Ciudad de México, sí lo lleva como letrista; en cambio en otras marcas, que son la mayoría, hacen figurar esta letra y música como de propiedad de Espín Yépez”.

Relata el investigador Delgado Cepeda que Adalberto Ortíz le manifestó  que  “no era la primera vez que había ayudado a músicos a ponerle letras a sus composiciones, tal es el caso de Gerardo Guevara, el “Pibe” Armando Aráuz en una pieza que se llama “El Matabaile”, a Constantino Mendoza Moreira con “La Tunda para el negrito”, publicada en su obra Cancionero Escolar No. 2, etc.”

“A Enrique Espín Yépez, no lo veo hace muchos años,  creo vive en México actualmente y tampoco sostengo correspondencia con él”.

“Con toda su popularidad, la música del pasillo ha sido cuestionada hace poco por cuanto dicen los musicólogos y críticos musicales que fue inspirada en una obra clásica de un compositor europeo. He escuchado esta duda, pero no puedo afirmar nada. Eso se lo dejo a los escasos investigadores históricos musicales que hay en nuestro país”, le aseguró.

CONCLUSIÓN

A propósito del pasillo “Pasional”, dice el Dr. H. C. Hugo Delgado Cepeda, que “su letra fue dramatizada por él para radio Cenit de Guayaquil, más o menos por 1954, por la primera actriz teatral quiteña doña Inés de Albornoz.

Posteriormente, el libreto de esta radio dramatización fue adaptado a fotonovela, en cuatro partes, con el mismo título, para la revista Estrellas de esta ciudad, en 1971, y representada por los artistas Roberto Viera, María de Lourdes, Alfredo Barrantes, Maruja Mendoza, Giovanni Bermeo, Mary Duarte, Aracely Campodónico, entre otros, con fotografías tomadas por Fernando Reyes y la dirección general de Francisco Romero Albán, “Pancholín”, quien era Jefe de Redacción de aquella publicación”.

Apunta que “Adalberto Ortiz, el autor de “juyungo”,  en 1942, fue Premio Nacional de Novela y, mucho más tarde,  esta fue traducida a varios idiomas. Su relato “Tierra, son y tambor”, que editó en México, en 1945, ganó el segundo Premio en la Capital azteca.

Publicó los relatos “Casino y puerto de angustia” y “Lunes de México”. Otras de sus obras son: “La mala espalda, once relatos de aquí y de allá”, 1952; “El vigilante insepulto”, 1954; “El animal herido”, 1961; “El Espejo y la ventana”, 1957; “El retrato de la obra” y “La entundada”, 1971. Su primera composición poética la escribió en su tierra natal, en 1939, y tituló “Jolgorio”. Uno de sus poemas más difundido en antologías hispanoamericanas es “Antojo”. Recibió el Premio Nacional “Eugenio Espejo”, en 1995”.

“El poeta, novelista y relator Adalberto Ortiz puso su intelecto al servicio no sólo de la cultura sino también de la diplomacia ecuatoriana, ya que desempeñó tales funciones en México, en 1944, también en Paraguay y República Dominicana y fue Agregado Cultural de la Embajada del Ecuador en Francia. Nació en la verde Esmeraldas el 9 de Febrero de 1914 y falleció el año 2003, a la edad de 89 años”, recalca don Hache.

ENRIQUE ESPÍN YÉPEZ

“Don Enrique, nació en Quito, el 19 de Noviembre de 1926. Ha compuesto los pasillos “Serenata”, “Noches sombrías”, “Confesión”,  “Imposible”, “Nostalgias”, “Innovación”, el albazo “Solito” con letra de Luis A. Nieto, etc.”, sostiene.

Resalta que “entre sus obras del género sinfónico,  también  ha cultivado, a más del popular ecuatoriano “Pasional”, consta su     “Preludio y Tema con variaciones para piano y orquesta”, y entre los de música selecta se pueden mencionar dos cuartetos para cuerdas, uno de éstos interpretado en Alemania; el poema sinfónico “Cuicocha”: tres danzas compuestas mientras estudiaba en México, en 1946, una de las cuales es precisamente la titulada “Pasional”, que con letra, que después se supo, le puso el escritor y poeta esmeraldeño Adalberto Ortiz Quiñónez, ha alcanzado tanta popularidad  internacional”.

“Enrique Espín Yépez es autor además del Himno de Gratitud al Maestro, con letra del poeta laureado Pablo Hanníbal, tiene a su haber varias piezas de música escolar. El violinista quiteño falleció el 21 de Mayo de 1997, en México, donde residía, a la edad de 71 años”, termina diciendo el guayaquileño madera de guayacán.

PIE DE FOTOS:

*Dr. H. C. Hugo Delgado Cepeda, investigador histórico guayaquileño.

*Enrique Espín Yépez, violinista quiteño autor de la música del pasillo “Pasional”

*Adalberto Ortiz Quiñónez, poeta esmeraldeño, autor de la letra del pasillo “Pasional”

*Enrique Espín Yépez con la partitura de la música de “Pasional”.

 

Enviarme un correo electrónico cuando reciba comentarios –

¡Tienes que ser miembro de PRENSAMERICA.COM para agregar comentarios!

Join PRENSAMERICA.COM

OCURRIENDO AHORA MISMO

Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Más...

EL PAÍS.COM

Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Prensamérica Internacional compartió su publicación de blog en Facebook
Viernes
Más...