LOS ALBAÑILES

De Ésto trata nuestro Trabajo...

 

Por: Roberto Go3446170101?profile=RESIZE_710xdínez Soto

 

Dando continuidad al trabajo de la Jerusalén Celeste, empezaremos a desglozar cada puerta. 

Primer Barrio, Primera Puerta o Primer Camino: es el de Abnegación, ya que debe ser el carácter distintivo del Gran Maestro de la Luz, que lo lleva a la Puerta de la FIDELIDAD. 

Forma uno de los lados que limita por el otro Segundo Camino o el de la TEMPLANZA, con su puerta CASTIDAD.

Su frente exterior es el de la EQUIDAD, y el interior de la JUSTICIA.

Las seis virtudes de primer orden, que limitan este Barrio: Templanza, Castidad, Fidelidad, Abnegación, Equidad y Justicia, nos muestran su importancia.

Porque está destinado a la PINTURA o el Dibujo, ese arte presenta sin cesar a los ojos del cuadro palpitante de los hechos o personas que existen o que fueron, y todo lo que tiene de bello, terrible o instructivo el espacio, o lo que sucede en el tiempo.

Ahora bien que entendemos por Abnegación: según la definición de la RAE, se trata del sacrificio que alguien hace por su vountad, de sus efectos o intereses.

La abnegación implica disciplina y supone el control de los deseos, sentimientos, pasiones y pensamientos. También se opone a la hiperactividad y al frenesis, ya que la persona que hace demasiadas cosas no piensa: por lo tanto, esas cosas suele hacerlas mal.

La Fidelidad es una virtud que nace del respeto por la confianza que una persona deposita en otra. No solo se debe ser fiel en el amor, sino tambien en la amistad y el deber.

No debemos confundir fidelidad con lealtad. Ya que la fidelidad se relaciona con la confianza hacia una persona, mientras que la lealtad es el seguimiento acérrimo de una causa.

Templanza es una cualidad humana que consiste en actuar o hablar de forma cautelosa y justa, con sobriedad, con moderación o continencia para evitar daños, dificultades e inconvenientes.

La templanza permite al individuo controlar las pasiones, vicios e impulsos frente a las seducciones de los deseos, placeres o instintos. La templanza requiere buen juicio, prudencia, discernimiento, precaución y sabiduría.

La templanza permite al individuo tener dominio y control sobre sus actos, logrando mantener el equilibrio a través del disfrute de las cosas buenas, sin caer en el exceso, ya que se puede transformar en un daño.

Castidad es el dominio y conocimiento de nuestro ser, cuidar la moral, vivir de manera prudente, ser fiel a nuestros sentimientos y a quienes queremos.

La Equidad se caracteriza por el uso de la imparcialidad para reconocer el derecho de cada uno, utilizando la equivalencia para ser iguales.

Justicia es un conjunto de valores esenciales sobre los cuales debe basarse una sociedad y el Estado, estos valores son el respeto, la equidad, la igualdad y la libertad.

Ahora bien, debemos los albañiles utilizar la pintura para estas 6 virtudes: ya que la pintura nos habla de la armonía y buena disposición de los colores. 

Asi que utilicemos la armonia en estas 6 virtudes y estemos dispuestos a aplicarlas.

 

Es Cuanto.

Enviadme un correo electrónico cuando las personas hayan dejado sus comentarios –

¡Tienes que ser miembro de PRENSAMERICA.COM para agregar comentarios!

Join PRENSAMERICA.COM

Comentarios

This reply was deleted.

¿DE QUÉ SE TRATA?

Esta nueva sección Los Albañiles, en Prensamérica, es como un niño jugando ‘a los soldados’ con un juego de figuras de ajedrez. El niño se percata de la diferencia en el significado de las piezas debido a las formas y tamaños. Tal vez los caballos sugieren caballería, las piezas más grandes, oficiales, y los peones soldados de infantería. Sin embargo, el niño no practica el juego de ajedrez. Él se halla felizmente jugando de acuerdo a su imaginación, ignorante del significado de la simbología de las variadas piezas. Él no sabe que la reina es la pieza más poderosa sobre el tablero de ajedrez, ni se da cuenta tampoco que esto es debido a que los antiguos reconocieron la gran influencia que muchas reinas verdaderas ejercieron sobre sus amos y señores, los reyes.
El niño no percibe la sutil referencia a la influencia de la iglesia en los asuntos de estado, insinuada por las poderosas piezas llamadas alfiles. Tampoco aprecia la fina ironía, oculta en el hecho que estas piezas no se trasladan sobre el tablero de ajedrez en forma recta y honesta, más bien se mueven hacia sus objetivos en forma precavida.
El niño no se da cuenta del hecho que la limitación de movimientos de los peones es análogo a las restricciones que circunscribían al "hombre común" en aquellos días feudales despóticos. Así como ese pequeño con sus figuras de ajedrez, es el Gremio que se enorgullece a sí mismo con la perfección de las ceremonias, conferencias y rituales, y permanece ignorante a su oculto y simbólico significado, velado por esas mismas ceremonias.

CONTENIDOS...

TIEMPO

 

3556083050?profile=RESIZE_710xPor: Roberto Godínez Soto

 

Estamos tan inmersos en trabajar para hacer dinero, que…

Leer más…
Comentarios: 0

SOMOS UNO CON DIOS

SOMOS UNO CON DIOS

  1. Escucha la sabiduría de tu cuerpo, que se expresa por señales de comodidad e incomodidad. Cuando elijas cierta conducta, pregunta a tu cuerpo qué siente al respecto. Si tu cuerpo envía una señal de…
Leer más…
Comentarios: 1
contador de visitas gratis Histats.com © 2005-201